Vive Inteligente

Consejos, trucos e ideas para los consumidores inteligentes.
5 ingeniosos usos para las toallas de papel 5 ingeniosos usos para las toallas de papel

5 ingeniosos usos para las toallas de papel

Cuando se trata de suciedad y derrames, las toallas de papel son la mejor opción. Pero eso no es todo lo que éste fundamental producto puede ofrecer para el hogar. A continuación, hablaremos de cinco nuevos e inteligentes usos para las toallas de papel que te pueden ahorrar tiempo y dinero.

1. Mantén las verduras frescas por más tiempo
Aquí les dejamos un consejo para evitar que las ensaladas se estropeen en tan solo unos días: ¡guárdalas en un recipiente de comida cubiertas con toallas de papel! Una o dos toallas de papel absorberán el exceso de humedad que usualmente hace que las hojas se empiecen a ablandar. Si eliges un recipiente sólido, en lugar de una bolsa, evitarás que las hojas se aplasten unas con otras. ¿El resultado? ¡Hojas frescas y crujientes durante días!

2. Mantén las verduras recién cortadas frescas y húmedas
¿Te gustan las zanahorias y los apios frescos como aperitivos? Evita que estos verduras se sequen envolviéndolos en toallas de papel húmedas antes de guardarlos en el refrigerador. También, este método funciona muy bien para hierbas frescas. Simplemente, envuelve las hierbas en una toalla de papel húmeda y luego guárdalas en un recipiente o bolsa sellada. ¡Así de sencillo!

3. Suaviza el azúcar moreno
Nos ha pasado a todos - buscas el azúcar moreno y te lo encuentras duro como una piedra. ¡No lo tires a la basura aún! Lo mejor que puedes hacer es pone el azúcar en un recipiente resistente al microondas, cúbrelo con una toalla de papel húmeda, mételo al horno y luego, prende el horno durante 20 segundos. Cuando saques el recipiente, puedes esparcir el azúcar fácilmente con un tenedor.

4. Remueve la seda del maíz
Las mazorcas de maíz son un favorito veraniego, pero los pegajosos hilachos de seda pueden ser difíciles de remover. Afortunadamente, hay un remedio sin problemas: frota suavemente la mazorca de una punta a la otra con una toalla de papel húmeda. Los hilachos se resbalarán fácilmente sin dañar los granos. ¡Listo!

5. Haz un filtro de café de improvisado
Cuando el café es una necesidad, pero se te acabaron los filtros, ¡una toalla de papel funcionará rápidamente! Simplemente dobla una toalla de papel (se pueden encontrar videos instructivos en línea, si quieres hacerlo con elegancia), métela a la cafetera en lugar de un filtro y haz el café normalmente. ¡Eso es todo!

 

 

100%

PEFC™ certificado de sustentabilidad

Encontrar FIORA® cerca de mialgunos productos no disponibles en tiendas